domingo, 24 de julio de 2011

100 Consejos para elegir un AMO en la red (4parte)


*CUIDA TU SEGURIDAD EMOCIONAL

(50) Seguramente tu primera intención será entregarte totalmente a ese dominante, del que tú estas segura, es maravilloso y desde el primer dia. Por desgracia NO debes hacerlo. Es una estupidez. Tómatelo con calma. En los consejos que siguen en este capítulo trataré de explicar el porqué de ello, y además, cómo debes hacer tu entrega emocional.
(51) Vas a entrar en un mundo mágico de la mano de tu Amo. Sentirás cosas que no pueden ser descritas, sino solo sentidas. Es frecuente que algunas sumisas, incluso las ya maduras, digan que la práctica del BDSM ha supuesto para ellas una segunda adolescencia amorosa. Es probable que por ello quedes emocional y hasta puede que moralmente, en manos de tu Amo. Es evidente que debes elegir bien, alguien que te dé confianza. Tómatelo con calma.
(52) Haz tu entrega por etapas. A medida que vayas  conociendo a tu Amo iréis profundizando en tu sumisión. De hacer la primera sesión hasta llegar a ser su esclava (si tienes deseo, vocación y aptitudes para ello) tenéis mucho camino por recorrer. Debéis explorar juntos tus auténticas necesidades, no sólo tus fantasías. Y también las de él.
(53) A una sumisa se le azota, o se le humilla porque así lo acepta, o porque lo quiere y le gusta, pero NUNCA se le maltrata. Un mal Amo confunde ambas cosas, y NO es lo mismo. Una intensa sesión de azotes deseados por ti no constituyen maltrato, en cambio, un simple bofetón no consentido puede convertirse en una terrible ofensa, un maltrato. No consientas ser maltratada. El maltrato NO es BDSM.
(54) Si un Amo te maltrata más cuanto más sumisa te muestres, es signo evidente de que se trata de una personalidad enferma. La reacción natural del ser humano (como especie) ante la sumisión, es la de producirle un efecto de apaciguamiento, que en el Amo suele traducirse en sentimientos más o menos afectivos hacia la sumisa, no de estimular un sadismo que para nada es erótico. El mecanismo de esta respuesta natural, en su vertiente positiva, es la base de lo que yo llamo la “Espiral Positiva.
(55) El “amo“ más temible y el que debes evitar a toda costa, es el que usa como estilo de dominación y sin ninguna pericia y/o maldad, el masoquismo emocional (emociones negativas) y sobre todo el masoquismo moral (ataque directo a la autoestima de la. Es un método de dominación fácil y que suele ser mal usado por gente abyecta y sin escrúpulos, capaz de hacer un enorme daño emocional a la sumisa sin pestañear. Los detectarás enseguida por sus carencias afectivas y de todo tipo, sobre todo por su falta de respeto. Son muy egoístas y no se preocuparán en absoluto de hacerte crecer. Es muy raro conseguir de ellos una palabra de aliento, en cambio te culpabilizarán por cualquier cosa, convirtiéndote en un ser triste, asqueado y con baja autoestima.
(56) Dejarte humillar o jugar con tus emociones en una escena puntual, como un juego, puede que sea catártico y hasta positivo, siempre que tu Amo sea muy cuidadoso con lo que tiene entre manos y termine con lo que se ha venido en llamar el “after care“ (cuidado emocional posterior). Pero la humillación constante, como forma de vida, es algo repulsivo y abyecto. Es el auténtico lado oscuro del BDSM. La humillación pasajera dentro de una escena consensuada puede estar bien. La humillación continua como forma de vida es una enfermedad y NO es BDSM.
(57) No te preocupes demasiado si tu Amo comete pequeñas transgresiones de las normas y los límites de manera esporádica, siempre  que él te pida disculpas (sí, has leído bien, tienes derecho a que tu Amo se disculpe cuando rebase los límites) y confiese que se ha equivocado. Lo malo es, si ese comportamiento anómalo se convierte en habitual o las transgresiones leves se convierten en graves. Si percibes que ese comportamiento se convierte en una norma en lugar de una excepción, haz tus maletas y vete. No es tu Amo, no es ni debería ser, el amo de nadie.
(58) Tu Amo tiene que contribuir a que estés a gusto en tu papel de sumisa. Es su principal logro. Puede lograr que seas muy sumisa,  que aguantes lo indecible, que tengas un comportamiento impecable, pero si no logra que experimentes el placer de la entrega de todo ese esfuerzo por él, ha fracasado. Tú estás a sus pies para ser feliz en tu sumisión, no un ser desgraciado.
(59) Tu misma sumisión puede ofuscarte y forzarte a ver correcto lo que no lo es. La mejor manera de contrastar comportamientos, es el intercambio de experiencias con otras sumisas. La amistad con otras sumisas te será utilísima, cultívala, no la pierdas, y si tu Amo te las prohíbe, empieza a desconfiar de él. Aunque discutible, resulta hasta cierto punto normal que tu Amo te prohíba relacionarte con otros dominantes, pero es muy sospechoso que te prohíba hablar con otras sumisas. Por el contrario un Amo orgulloso de su dominación, no teme que su sumisa intercambie experiencias e inquietudes con otras sumisas.
(60) No tengas nunca el sentimiento de que por ser sumisa eres una persona inferior, o lo que es peor, que por creerte inferior debes adoptar el papel de sumisa. Solo eres una persona normal que en el juego BDSM adoptas el papel de sumisa. Tu Amo debería por el contrario fomentar tu autoestima. Huye del Amo que haga lo contrario. (61) En tu sumisión no olvides nunca esto: La única obligación real de una sumisa (como el de todo ser vivo) es la búsqueda de su felicidad. Nada ni nadie (y mucho menos tu Amo) deben apartarte de este objetivo.

*LA RELACIÓN YA ESTÁ EN MARCHA, ¿Y AHORA QUÉ?

(62) Ya has elegido a tu Amo, vuestra relación se afianza, la idea de hacerla estable se va abriendo camino. Enhorabuena, pero ahora es cuando empieza vuestro verdadero trabajo. No dilapidéis estos primeros días en que todo es maravilloso y la relación se llena de alegres burbujas. Aprovechad el momento para trabajar por vuestra relación afianzando el edificio que estáis construyendo. Es el mejor momento para establecer los objetivos, los límites, las normas y los recursos para afianzarla: comenzad ya a cultivar el hábito de hacer algún alto en el camino para analizar, valorar y aumentar juntos la autoestima por vuestra relación. En el futuro surgirán tormentas que la amenazarán, es inevitable, pero si vuestra unión está bien cimentada, no importará lo fuerte que soplen los vientos. Que el éxito no os enmudezca, hablad, hablad mucho.
(63) Conoce a tu Amo. Haz una lista de sus particularidades, de su forma de ser, de su manera de reaccionar, de lo que le gusta. Cuida esa lista, cuídala como un pequeño huerto, repásala a menudo, complétala. Guarda todos vuestros mensajes y conversaciones, reléelos, te servirán para conocerle un poco mejor. Piensa en él. Busca un momento tranquilo al día, relájate y medita sobre vuestra relación. Quizá no haya mejor tiempo invertido que aquél que dediques al cuidado de vuestra unión.
(64) El 99% del éxito de vuestra relación depende de vosotros mismos, es muy frecuente echar la culpa de lo que no funciona a cualquier cosa antes de reconocer las propias carencias, y si no las reconocéis, nunca podréis mejorar. La responsabilidad del éxito o el fracaso de una relación BDSM no depende del rol. Podéis hacer de vuestra relación un cielo o un infierno, sólo depende de vosotros. Cuanto más trabajéis por vuestra unión, más se convertirá en algo gozoso en vuestras vidas, quizás vuestra mayor fuente de placer y bienestar. Nada es gratis, el paraíso tampoco lo es.
(65) Si le pides a tu Amo una relación 24/7, ten en cuenta que le estás pidiendo una atención muy grande. Si queréis vivir una relación  24/7 lo más sensato es que al principio experimentéis con ella durante períodos cortos de tiempo, para ir alargándolos posteriormente hasta lograr que tu sumisión se imbrique en tu vida diaria. La relación 24/7 puede ser muy hermosa, pero puede llegar a ser agotadora tanto para ti como para tu Amo. No cometáis el error de lanzaros a ella sin preparación, podéis hartaros.
(66) Una relación 24/7 oscila entre el protocolo estricto en un extremo y situaciones vainilla en el otro, en el intermedio se sitúa la vida diaria. Depende del estado de ánimo, del humor, del clima de la pareja. Somos personas,  no máquinas, y el BDSM está a nuestro servicio, no al revés. Lo importante de una relación 24/7 es el SENTIMIENTO continuado de posesión/pertenencia, no los protocolos y las normas en sí mismas. No hagáis del BDSM una religión. Compartid experiencias con otras parejas BDSM, eso os ayudará a evitar el aburrimiento y el hastío, y sobre todo, os ayudará a evitar que inadvertidamente lleguéis a extremos malsanos en vuestra relación .
(67) El aburrimiento, la monotonía, es el cáncer que corroe cualquier relación, y las parejas BDSM no son una excepción. La vida diaria desgasta mucho. El mejor antídoto contra el aburrimiento es la imaginación, y si no la tienes busca, en la red encontrarás incontables prácticas, variaciones y maneras de disfrutar del BDSM para sugerir a tu Amo. Podéis hacer que vuestra relación sea más apasionante que cualquier otra actividad y sólo depende de vosotros. En ello tú puedes colaborar tanto como tu Amo. El BDSM tiene enormes recursos para crear situaciones muy hermosas y emotivas. Pero además tienes todos los recursos vainilla a tu disposición, ¿por qué no?, hay un tiempo para cada cosa.
(68) Quedarse quieta como una estatua, esperando siempre las órdenes de tu Amo, es una manera de manifestarle tu sumisión, pero no es  necesariamente la mejor. A los Amos nos gusta la iniciativa en nuestras sumisas, solemos apreciar las sumisas creativas, con imaginación, y especialmente las sexualmente imaginativas...
(69) Practicad la autoestima de vuestra relación. Hablad sobre ella. Hablar de la relación es muy importante, sea del tipo que sea. Estableced canales de comunicación que os permitan hacerlo abiertamente. Procurad recordar lo positivo que haya en vuestra relación y superad lo negativo buscando estrategias y mutuas promesas de mejorar. Como en toda relación personal, lo que la mediatiza es el “clima“. Lo mejor del clima en la pareja es que puede crearse. Es el resultado de la actitud y el momento. Crear un buen clima es un buen objetivo para una sumisa.
(70) El buen humor es algo natural en una pareja que sabe crearse un buen clima. Sea una pareja BDSM o vainilla. Creer que en una pareja BDSM, incluso en las parejas que llevan adelante una relación 24/7, no puede haber humor, que todo momento ha de ser serio y ceremonial, es una estupidez. El humor es la consecuencia lógica de un sentimiento mutuo de seguridad y confianza .
(71) Los Amos también necesitamos de nuestra autoestima. Al igual que a las sumisas, a los Amos nos gusta que nuestro comportamiento como tales, nos sea reconocido. La mejor manera de darle a tu Amo ese reconocimiento consiste en mostrarle una sumisión cada vez mayor y de mejor calidad, haciéndole entender que ello es consecuencia de su autoridad, de su buen hacer, de su comportamiento caballeroso contigo. Y sobre todo, que su dominación te hace feliz, esto último debería ser el mayor de los halagos para tu Amo.
(72) Todos lo dominantes pasamos etapas de debilidad, incluso algunos llegan a dudar de su papel. En esos momentos es cuando tu ayuda se hace inestimable para tu Amo. Sin romper el rol, deberías ayudarle a superar esta etapa y mostrarte más sumisa que nunca. Y más que sumisa, amiga afectuosa. Mantente cerca de él, sé su sostén hasta que el momento pase. Luego recuperarás a tu Amo, el Amo de siempre. No te extrañe si, cuando haya pasado todo, tu comportamiento en esta etapa haga que tu Amo se muestre particularmente cariñoso contigo y te valore mucho más. Sería una reacción normal en un Amo sano.
(73) En el mundo BDSM existe la hermosa tradición,  de que cuando la pareja quiere comprometerse mutuamente, el Amo imponga el collar a su sumisa. No es obligatorio, de hecho muchas parejas no lo usan. El collar es el símbolo y el recordatorio del compromiso que une a una pareja BDSM. Es frecuente que algunas parejas organicen acto de imposición como una boda, con padrinos, amigos escogidos, comida etc. Debería ser un momento muy hermoso para recordar siempre. El collar es el recordatorio físico de tu sumisión, pero no olvides que el mejor collar es el que se lleva dentro, en tu mente y en tu corazón, el que hace que sientas la sumisión a tu Amo en
cualquier situación, en cualquier momento y en cualquier lugar.
Texto tomado de : Cuadernosbdsm No. 8

0 comentarios:

Publicar un comentario